Antes de regalar un animal valora estos 5 aspectos

Antes de regalar un animal valora estos 5 aspectos

En Navidad o por un cumpleaños, una mascota es un regalo recurrente, sobre todo para los niños. Pero perros y gatos son animales sintientes y su incorporación a la familia requiere de mucha responsabilidad.

 

No tenemos dudas de que regalar un perro o un gato y, además adoptado, es uno de los mejores regalos  que se puede hacer en esta vida. Ahora bien, debe hacerse con todas las consecuencias, toda la responsabilidad y compromiso y con el consenso de toda la familia.

Por ello, antes de tomar la decisión de regalar un animal, es muy importante reflexionar sobre ciertos aspectos.

 

¿Qué debes valorar antes de regalar un animal?

 

1.- No regalar por capricho

Antes de regalar cualquier animal, hay que tener en cuenta que el futuro adoptante esté capacitado para su cuidado.

No es lo mismo regalar peces o aves, a los que hay que cuidar y alimentar, que un perro o gato a los que, además de cuidar y alimentar, hay que educar.

También hay que tener en cuenta que un gato puede vivir en una casa sin necesidad de salir. Sin embargo, un perro necesita socializarse y salir cada día a la calle al menos tres veces para hacer sus necesidades, relacionarse con otros perros, realizar actividad física (indispensable para su salud mental), etc.

 

Mantrailing: Qué es y cómo practicarlo

 

2.- Valorar los gastos que conlleva

Si queremos regalar una mascota debemos asegurarnos que el adoptante va a tener la capacidad económica para correr con los gastos de alimentación, de veterinario y de necesidades varias que requiere su adopción.

 

3.- No cegarse por una raza en concreto

Las diferentes razas de gatos y perros tienen características que no siempre van a complementarse con el estilo de vida del adoptante.

No tanto con los gatos, en los perros la elección de la raza es un factor a tener en cuenta. Si el adoptante es una persona muy sedentaria, debería optar por razas de perros de energía baja, mientras que si es una persona muy activa, puede optar por perros de energía alta que puedan acompañarle en sus actividades físicas diarias (ciclismo, running, senderismo, etc.)

Si es una raza que tiende a ladrar no es buena idea convivir en un edificio con una comunidad de vecinos que pueda molestar, si va a convivir con otros animales hay que decidirse por una raza de perro que se adapte bien a la convivencia con ellos, si va a convivir con niños hay que optar por razas que toleren a los más pequeños de la casa, etc.

Como ves, no es una decisión baladí. Mucho ojo con esto.

 

Perrotón Madrid 2018: ¡A correr por las adopciones!

 

4.- Debe haber consenso familiar

A la hora de regalar un animal, hay que tener en cuenta si el animal va a vivir solo con esa persona o con más humanos.

Es importante que toda la familia (y no solo el adoptante) estén de acuerdo en incorporar al perro o gato a la familia, porque al final todos los miembros van a interactuar con el animal en mayor o menor medida.

Que haya un consenso familiar a la hora de aceptar al nuevo integrante, así como un compromiso a los cuidados del mismo (quien se va a encargar de qué), es fundamental para la integración del animal.

 

Antes-de-regalar-un-animal-valora-estos-5-aspectos-2

 

5.- Mejor adoptar que comprar

Siempre he defendido que los amigos no se compran. El animal que adoptemos va a ser un miembro más de la familia.

No debemos caer en el error de comprar como si de una mercancía se tratara porque hay numerosas mascotas esperando una oportunidad para ser adoptados (incluso animales exóticos).

Un animal adoptado estará acostumbrado a convivir con otras personas y animales y la adaptación a su nuevo hogar será más rápida.

No te dejes engañar y pienses que en los centros de adopción (protectoras, refugios, santuarios, perreras, etc.) solo hay animales viejos o enfermos. Te sorprenderá comprobar que hay animales de todas las razas, edades, tamaños y temperamentos.

A Uma la adopté con todas las consecuencias en un grupo de Facebook donde regalaban mascotas fruto de una camada indeseada. Y sí, fue un regalo de Reyes. Uma nació un 24 de noviembre y el día 6 de enero, con 2 meses de edad, se vino a casa como el mejor regalo de Reyes de toda mi vida.

Hoy no me imagino mi vida sin ella.

 

¿Has pensado en regalar un animal? Esperamos nuestro post pueda ayudarte a reflexionar y, en caso de decidirte a regalar, hacerlo con responsabilidad.

 


El Blog de Uma

Uma, perrita experta ladrona de calcetines, nos cuenta lo que aprende cada día.

Web: http://www.elblogdeuma.com

 

* Este campo es obligatorio
Sin comentarios

Publicar un comentario