10 consejos para practicar senderismo con tu perro

10 consejos para practicar senderismo con tu perro

El trekking es una actividad física muy recomendable para perros y humanos. Si sigues estos tips, disfrutarás de un estupendo día en el campo o la montaña.

 

Si a ti, como a nosotros, te encanta disfrutar del máximo tiempo posible con tu perro y compartes con él tu tiempo de ocio, el senderismo puede ser una alternativa ideal que, además, os ayudará a manteneros en forma y disfrutar de la naturaleza.

Sin embargo, es importante seguir una serie de pautas para disfrutar del campo o la montaña con seguridad. Aquí van nuestras recomendaciones:

 

1.- Evalúa el estado físico de tu perro.

Nadie mejor que nosotros mismos conocemos a nuestro perro, pero no está de más consultar a nuestro veterinario antes de realizar con él una actividad física. En función de su edad, estado y características físicas y de si está o no acostumbrado a realizar ejercicio físico, elegiremos qué tipo de ejercicio (mayor o menor intensidad, resistencia…) es para él el mejor.

 

2.- Elige la ruta adecuada.

En función de nuestro estado físico y del de nuestro perro, elegiremos la ruta acorde a nuestras posibilidades.

Es esencial una buena planificación antes de salir al campo: kilómetros de recorrido, desnivel, orografía, tiempo estimado que invertiremos en la ruta o climatología ( en días de calor, por ejemplo, evitar rutas con poca sombra).

 

10 consejos para practicar senderismo con tu perro

 

3.- Prepara documentación e infórmate de la normativa.

Tu perro, al igual que tú, debe llevar consigo toda su documentación identificativa.

Además, infórmate antes de salir si tu ruta transcurre por algún parque nacional protegido o zona donde la normativa restrinja el acceso con perros o que el paseo con perros quede sujeto a una serie de normas marcadas por las autoridades competentes (que el perro vaya atado, que no salga de un sendero marcado, que no acceda a determinadas zonas…).

 

4.- Contrata un seguro de viaje e infórmate sobre el servicio veterinario más cercano.

Sobre todo si estás de vacaciones fuera de tu entorno, contratar un seguro de viaje para mascotas puede ayudarte en caso de accidente, facilitándote la asistencia veterinaria.

Es importante conocer y tener localizada cuál es la clínica veterinaria más cercana que ofrezca un servicio 24 horas. En ocasiones, ante un accidente, el tiempo de traslado a un centro veterinario puede ser vital.

 

6 actividades con perro para el fin de semana

 

5.- Prepara informes veterinarios y un botiquín de primeros auxilios.

Gasas, vendas, tijeras sin punta, pinzas, esparadrapo, toalla pequeña, alcohol, agua oxigenada y antiséptico o desinfectante yodado deben formar parte del botiquín de urgencia.

También pomadas antibióticas, analgésicos, anti-inflamatorios u otros medicamentos si nuestro veterinario ha aconsejado su uso en nuestro perro.

No olvidar incluir pruebas de diagnóstico e informes veterinarios si nuestro perro sufre alguna enfermedad que, ante un accidente, el veterinario de urgencias deba conocer.

 

6.- Prepara agua y comida.

La cantidad debe ser acorde a la duración de la ruta y siempre previendo que un imprevisto pueda ralentizarnos.

El agua es imprescindible para que nosotros y nuestro perro podamos hidratarnos y es aconsejable llevarlo ocupando el menor espacio posible: bien en una botella con bebedero portátil, bien en una botella con dispensador si nuestro perro está acostumbrado a beber de ella.

En cuanto a la comida, no es aconsejable que nuestro perro realice comidas copiosas antes de salir al campo, pero durante la ruta sí podemos premiarle con snacks nutritivos fácilmente digeribles que le ayuden en su actividad física.

 

7.- Lleva a tu perro atado.

Tanto si existen desniveles en el terreno como si nos cruzamos con otros senderistas, llevar a nuestro perro atado es imprescindible y puede evitarnos disgustos y accidentes.

También hay que tener en cuenta que en el campo y la montaña hay otros animales en libertad: si nuestro perro es rastreador y va suelto hay que prestar especial atención porque puede perderse.

Es recomendable utilizar material adecuado. Un arnés o cinturón y correa de canicross, por ejemplo, puede ser idóneo si nuestro perro está acostumbrado a ello, pues nos permite tener las manos libres.

 

10-consejos-para-practicar-senderismo-con-tu-perro-3

 

8.- Protege las almohadillas de tu perro.

Suelos empedrados, tramos de asfalto, zonas rocosas… pueden dañar y agrietar las almohadillas del perro.

Utilizando botas especiales para perros este problema quedará solucionado.

 

9.- Prepara ropa de abrigo e impermeable.

Sobre todo si nuestra ruta transcurre por tramos de montaña, no está de más llevar algo de ropa de abrigo para poner a nuestro perro ante un cambio brusco de temperatura y ropa impermeable para usar si empieza a llover.

 

10 consejos para practicar senderismo con tu perro

 

10.- Recuerda siempre tu objetivo: disfrutar de un día con tu perro.

Cuida a tu perro y protege su salud. Obsérvalo y evalúa si está cansado o asustado.

Nunca antepongas finalizar una ruta trazada o hacerlo en cierto tiempo a la salud de tu compañero. Si lo ves cansado o incómodo, interrumpe la ruta o descansa el tiempo que sea necesario.

 

Si no tienes experiencia en senderismo y quieres comenzar por realizar paseos en grupo con tu perro, algunas empresas organizan rutas adaptadas a vuestras posibilidades. Perriturismo, por ejemplo, es una de ellas.

 

¿Qué te han parecido nuestros 10 consejos para hacer senderismo con tu perro? ¿Lo practicas habitualmente? ¿Añadirías alguno más?

 

Imágenes de austriatourism, Y Nakanishi, myri_bonnie y midnightzulu.

 

* Este campo es obligatorio
Sin comentarios

Publicar un comentario