Perros adiestrados contra la violencia machista

Perros adiestrados contra la violencia machista

Decenas de mujeres víctimas de violencia de género ya disfrutan en España de la protección de perros adiestrados para su defensa.

 

Estos perros, que acompañan a mujeres de todas las edades por la geografía española, no son perros de seguridad, sino perros de protección.

Su educación y adiestramiento está basado en la idea de conseguir alejar al agresor de la víctima y en ningún caso su finalidad es morderle, agredirle o acabar con su vida.

Security Dogs, la empresa que adiestra a estos perros, un día recibió la llamada de una mujer maltratada que se sentía desprotegida solicitando un perro de seguridad.

Tras estudiar su caso y la preparación de los perros de la escuela canina, se llegó  a la conclusión de que un perro de seguridad no estaba preparado para proteger a una mujer víctima de violencia machista, pues podría suponer un peligro tanto para ella como para terceras personas.

 

Perros adiestrados contra la violencia machista

 

Fue en ese momento cuando Security Dogs valoró la posibilidad de adiestrar perros que pudiesen proteger a estas mujeres.

Así nació el nuevo proyecto y posteriormente se creó la Fundación Mariscal que, apoyada por psicólogos y asociaciones de mujeres, dona los perros adiestrados a víctimas que necesitan protección, garantizando su seguridad.

Pero esta donación no solo contempla la entrega del animal, sino que, además, se forma a las víctimas para que puedan guiar a su perro, se imparte un curso de violencia machista y otro de adiestramiento profesional.

Tras el periodo de formación se genera un vínculo de confianza y protección entre mujer y perro.

 

 

El can ya está preparado para actuar si el agresor se acerca a la víctima y la mujer ya está formada para manejar al animal en caso de sentirse atacada.

Ante un intento de agresión, la víctima solicita al maltratador que se aleje de ella, pero si este hace caso omiso, un leve tirón de la correa pone al perro en alerta.

Si el agresor se sigue aproximando, el perro ladrará y se moverá para avisar al hombre, pero solamente atacará cuando este último tenga a su alcance a la mujer y esta tire del arnés del perro.

El ataque definitivo consiste en un golpe seco con el hocico al pecho y abdomen del agresor, que pierde el equilibrio y cae al suelo.

 

Perros adiestrados contra la violencia machista

 

Los perros de protección se ayudan de un bozal de metal que aumenta la fuerza y efectividad del impacto.

 

¿Qué te parece esta medida de protección de víctimas de violencia machista? ¿Conocías el trabajo de estos perros adiestrados?

 

Fuentes: elmundo.es,  europapress.es y diarioinformacion.com

Imágenes: Sergio González Valero (elmundo.es) y securitydogs.org

 

* Este campo es obligatorio
Sin comentarios

Publicar un comentario

Suscríbete a nuestro Boletín
¡Recibe una vez al mes los mejores contenidos!
Respetamos tu privacidad. Tus datos estarán a salvo y nunca serán compartidos.
Don't miss out. Subscribe today.
×
×
WordPress Popup Plugin